• Home »
  • ACTUALIDAD »
  • ‘La Deportiva continúa complicándose, a falta de acierto, y se sitúa en la antepenúltima plaza clasificatoria.’

‘La Deportiva continúa complicándose, a falta de acierto, y se sitúa en la antepenúltima plaza clasificatoria.’

Se esperaba hoy una cierta reacción de los blanquiazules pero, verdaderamente, solamente se plasmaría con rotundidad en el segundo acto. Y así, a pesar de los denodados esfuerzos por parte de los ponferradinos, saldrían estos derrotados ante un rival incómodo y que lució sus armas (sobre todo, su relativa capacidad de contraataque).

Las dos iniciales acciones reseñables del choque correspondieron a los locales: en el minuto 1, el ariete Yuri dispuso de una aceptable oportunidad de marcar mas no aprovechó el servicio que le llegó a su posición (en el segundo palo); y, en el minuto 5, un dinámico Cidoncha (durante toda la contienda) culminó con un cabezazo el lanzamiento de un córner. Su intento se fue rozando el travesaño.

Ya rebasado el minuto 11, sin embargo, sería el equipo visitante el que se adelantaría en el tanteador por medio de Dennis. Este alcanzó a controlar el balón en el interior del área pequeña, conectó un disparo e introdujo el esférico en las mallas.

Esta contrariedad repercutiría negativamente en el resto de la primera mitad en los comarcanos y, en consecuencia, los bercianos apenas gozarían de opciones para obtener la igualada.

En el minuto 15 el jugador celeste Rai tiró desde el borde del área y el cancerbero Dinu neutralizó con seguridad su ensayo. En sentido opuesto, en el minuto 28, Iago Díaz efectuó un centro dotándolo de un efecto inesperado: a punto estuvo de sorprender al guardameta foráneo Jero.

Llegados al minuto 32, una arrancada del olívico Juan Hernández le permitió chutar desde la frontal del área (aunque Dinu conjuraría con solvencia este peligro).

Y en el minuto 44, ya en las postrimerías de este intervalo de principio, los albicelestes (esta vez “negrillos”) aumentarían su ventaja gracias al ex-deportivista Víctor Pastrana. Envió un estupendo balonazo, ubicado en el exterior del área, y mandó el cuero al fondo de la red.

Esta alteración casi postrera ponía difícil la tarea de remontar el retraso de los anfitriones en el electrónico.

No obstante, retornados ambas escuadras de los vestuarios, no transcurrió excesivo margen temporal a los efectos de reducir distancias. En el minuto 54 se produjo un derribo del madrileño Cidoncha en las proximidades de la portería viguesa. La ejecución de la pena máxima subsiguiente supuso que Yuri lograra la primera y única diana para los suyos.

Y, expoleados por esta contingencia, los hombres de Carlos Terrazas dominarían y apretarían de cara al portal contrario. En el minuto 73, una oportuna asistencia de Cidoncha hacia Pallarés desembocó en una definición “a media vuelta” del levantino (resultando la pelota atajada por el arquero). Y, en el minuto 75, Pallarés intervendría, sin demasiada suerte, a la salida de un saque de esquina.

Y, antes de que acaeciera la mejor ocasión a favor del bando perdedor, Ríos Reina que reaparecía, si se tiene en cuenta su participación en un encuentro íntegro probaría fortuna por partida doble: en el minuto 80, se internó por el costado izquierdo y su zapatazo lo neutralizó el meta; y, en el minuto 83, su trallazo tomó rumbo a la escuadra del marco adversario (sin perforarlo).

Y el minuto 85 pudo convertirse en decisivo, cuando un zaguero gallego sacó (prácticamente en la línea de gol) la culminación de una jugada, a través de una adecuada finalización, por parte de Iago Díaz. A renglón seguido, el saque de esquina concedido lo atajó el cancerbero foráneo.

Para clausurar esta serie de intentos en búsqueda de las anheladas tablas, en el minuto 88, Iago Díaz efectuó cruzando la trayectoria de la pelota un remate y el mismo se marchó cerca del poste.

Por otro lado, al posibilitarse los contragolpes de los filiales, en el minuto 89 el recién ingresado Ros no fue capaz de alcanzar el éxito en una meritoria combinación “a la contra”.

En resumen, los efectivos de la “Ponfe” se mantuvieron – con insistencia – literalmente volcados en pos del empate, una vez superado el ecuador de la segunda mitad. De cualquier manera, su rentabilidad ofensiva evidenció (como viene ocurriendo con frecuencia) una ostensible e incluso palmaria ineficacia.

ALINEACIONES:

S. D. PONFERRADINA:

Dinu; Jon García, Fernando Román, Álvaro Moreno; Saúl, Andy, Sergio Cidoncha; Iago Díaz, Jorge García (mins. 46 y 61, Néstor Sallinas y Menudo, respectivamente), Ríos Reina; y Yuri (min. 68, Pallarés).

R. C. CELTA DE VIGO B:

Jero; Kevin, Costa, Rai, Alende; Riki, Molina; Juan Hernández (min. 82, Aarón), Dejan Drazic (min. 87, Tiá), Pastrana (min. 83, Ros); y Dennis.

GOLES:

0-1 (Dennis, 11′), 0-2 (Pastrana, 44′), 1-2 (Yuri, 55′).

ÁRBITRO:

El Sr. Jaime Ruiz Álvarez, del Comité asturiano. Amonestó a Fernando Román (min. 50) y a Yuri y Ríos Reina (ambos en el minuto 56), del cuadro de la capital comarcal.

INCIDENCIAS:

Partido correspondiente a la XV Jornada del Campeonato de liga de Segunda B, en su Grupo I. Al Estadio municipal del Toralín acudieron unos 3.196 espectadores (conforme a las cifras oficiales). El integrante del club del Bierzo, el navarro Salinas*, disputó exclusivamente un cuarto de hora de la confrontación y se retiraría lesionado.

Marcelino B. Taboada

(*) El alcance del percance del aludido Néstor Salinas es indiciario de una afectación tendinosa grave en una de sus rodillas (la izquierda), que le mantendrá posiblemente lejos de los campos de fútbol hasta precisamente la conclusión de la presente Temporada